miércoles, 22 de marzo de 2017

Los obstáculos se SALTAN, a veces solo hay que MIRAR DIFERENTE

Aquí verás cómo...


Muchas veces no sabemos cuánto nos puede ayudar una sonrisa en el día a día. No sé si te habrás fijado, pero cuánto más sonríes a lo largo del día, mayor es tu optimismo y positividad y por ende, atraes más “cosas buenas”.

La energía existe, es algo que está entre nosotros y según seamos podemos atraer la positiva o negativa. Si somos optimistas, no nos rendiremos antes las adversidades y siempre propondremos soluciones frente a éstas, atrayendo así, energía positiva. De lo contrario, si nos obcecamos en ver lo malo de las cosas, entonces hablaremos de energía negativa.

Para que una empresa o persona tenga éxito, es necesario tener energía positiva, manejar las dificultades y poner soluciones evitando los obstáculos, lo que no quiere decir que no haya obstáculos, siempre los hay, pero nosotros somos los que decidimos dónde poner el foco, si en esos obstáculos o en la solución para superarlo. Te animo a que pruebes esto, cuando te encuentres con una dificultad, bien en tu empresa o en tu vida personal, no te centres en lo que ha pasado sino en la solución o aprendizaje positivo que te pueden llevar.

Puede que pienses que esto no es tan fácil, y es cierto, no obstante, es cuestión de ACTITUD. Es muy importante que tengas una  ACTITUD POSITIVA y OPTIMISTA para que emerja lo “positivo” de algo, que en un principio, no lo parece. 

Aquí te dejo unas pautas que seguro te ayudarán a encontrar el lado positivo de las cosas cuando te encuentres con una dificultad:





1. Piensa PARA QUÉ me puede haber pasado esto. Un ejemplo: me da un lumbago tremendo que me impide irme de vacaciones este verano. Esto me puede suceder PARA QUE tome conciencia de la necesidad de ejercicio que tiene mi cuerpo y/o descanso.

2. Ahora hay que ver qué puedo APRENDER. Siguiendo el ejemplo anterior: he aprendido que es bueno hacer ejercicio para mantenerme en buena forma y desconectar, para así, prevenir los dolores musculares y de articulaciones.

3. Para finalizar, pongo el FOCO en la solución o posibles soluciones. Continuamos con el ejemplo: en cuanto me recupere del lumbago, voy a hacer ejercicio durante 45 minutos todos los martes y jueves desde las 21.30 de la noche, descansaré en el sofá hasta que me vaya a la cama y durante estas vacaciones voy a salir a caminar todos los días. De este modo, quizás pueda disfrutar la segunda semana de vacaciones fuera de casa.




Obstáculos y dificultades, con ello tenemos que convivir. Por ello, FOCALIZA en lo POSTIVO, con una SONRISA y siempre PENSANDO QUE SÍ HAY SOLUCIÓN, por tanto, si hay solución, el obstáculo o dificultad no lo es tanto.








Dejo la siguiente frase para tu reflexión, ¡disfrútala!:

“La vida tiene su lado sombrío y su lado brillante; de nosotros depende elegir el que más nos plazca.” Samuel Smiles 


También en: http://www.jobshunters.es/noticias/tribuna/

Cristina González Manzano
Coach Certificada. Formación & Headhunting

www.forselecting.com


martes, 7 de marzo de 2017

MEJORA tu actividad en REDES SOCIALES

¡Notarás la diferencia!


Las redes sociales pueden ser tanto nuestro mejor como nuestro peor aliado a la hora de buscar empleo. Si sabemos movernos y aprendemos qué mostrar y que no, entonces pueden ser una gran baza a nuestro favor. Antes de seguir, importante diferenciar las redes sociales que tenemos públicas de las privadas, en este post hablaré de las redes sociales (rrss) que tenemos abiertas a todas las personas, las públicas, las cuales son las que pueden influir en nuestra marca personal para posicionarnos positiva o negativamente frente a las empresas.

Existen 2 tipos de actitudes en redes sociales, las que hay que evitar y las que hay adoptar y en ellas nos centraremos en el post de hoy.



Actitudes a evitar en redes sociales:

- Hacer comentarios negativos sobre empresas que por algún motivo te han descartado en un proceso de selección. De veras, evita pensar que es por tu edad o porque te discriminan de alguna forma, en la mayoría de ocasiones solo se debe a que otros candidatos se ajustan en mayor medida al perfil que se requiere en ese puesto, nada más.

- Escribir quejas constantemente sobre tu situación desentendiéndote de cualquier responsabilidad y culpando siempre a las empresas que no te contratan. Lo único que eso va a provocar es que se te cierren aún más puertas. Entiendo tu sentimiento y es algo normal y que todos hemos pasado o estamos pasando, en cambio, es importante “coger al toro por los cuernos” y establecer un plan de búsqueda activa eficaz que te ayude a conseguir tu objetivo. Para ello, en muchas ocasiones hay que solicitar ayuda de profesionales, los cuales te pueden orientar y asesorar en la búsqueda mostrándote nuevas técnicas y herramientas con las que aumentar tus posibilidades de encontrar un empleo.

- Comentar sobre comentarios negativos que hacen otras personas. Comentarios pesimistas y victimistas que lo que nos inducen es a no hacernos cargo de la situación.

- Actuar de una forma en una red social y de otra en otra, compartir mensajes contradictorios. Es importante que muestres una visión real de cómo eres y cuáles son tus intereses, por ello, actúa de igual forma en todas las redes sociales públicas que tengas.

- Estar inactivo frecuentemente y solo emplear las rrss para hacer críticas o pedir algo a tu red de contactos.


Quizás, tras leer estas actitudes que debemos evitar pienses: “claro, como ella no tiene mi problema” “yo no tengo trabajo y no me lo dan….” “necesito un trabajo ya”, etc. Error, todos hemos tenido o tenemos este problema de una u otra forma, pero sabes qué es lo importante, hacernos responsables de lo que nos sucede y poner todos los medios para solucionarlo y conseguir nuestros objetivos. No voy a ser hipócrita, está claro que hay perfiles de profesionales que son más complejos para entrar en el mercado actual. Sin embargo, siempre existen opciones y oportunidades aunque ello conlleve; salirnos del oficio que deseamos, del que siempre hemos tenido o de la situación de trabajador por cuenta ajena que suele ser, generalmente, lo más deseado por la mayoría. A pesar de esto, lo bueno,
es que SIEMPRE HAY OPCIONES, solo que debemos acogernos a alguna de ellas aunque de primeras no sea la que elegiríamos. Y matizo, con esto no digo de coger empleos por sueldos indignos o trabajar 12 horas para lograr 100€, con esto quiero decir que a veces tenemos que dejar nuestras altas expectativas, conocernos en profundidad, conocer lo que podemos ofrecer al mercado y más importante, lo que el mercado nos puede ofrecer para así, adaptarnos nosotros a él. Piensa que él no se va a adaptar a nosotros y esto, es clave.



Actitudes a adoptar en redes sociales:


Lo más importante, si alguien te escribe un mensaje, respóndele al menos dándole las gracias. Está muy mal visto que no respondamos cuando alguien se está molestando en dedicarnos unos minutos. Sea cual sea el motivo por el que nos escribe, se merece nuestra respuesta.

- Si estamos trabajando en una empresa en la que nos sentimos cómodos, ¿por qué no contar cosas interesantes que se hagan en nuestra empresa y mostrar nuestro orgullo de pertenecer a la compañía?.

- Recomendar, compartir y comentar publicaciones de personas de nuestra red que puedan ser interesantes para nuestros contactos. Es importante seguir una línea es decir, si somos arquitectos y queremos que nos conozcan como tal, podemos publicar, recomendar y comentar cosas relacionadas de una u otra forma, con la arquitectura. También podemos hacer lo mismo con cosas que creamos interesantes para nuestra red, como todo lo relacionado con el empleo, ya que normalmente es bienvenido y aceptado por todos.

- Estar activo a diario. Sobre todo si estamos en búsqueda activa, es indispensable estar activo en rrss. De esta forma, los reclutadores y seleccionadores te verán a diario y podrán tenerte presente.

- Si te falta ánimo para publicar cosas optimistas, no pasa nada, puedes publicar hechos concretos, cosas que encuentres que son interesantes para ti. Estudios sobre algo relacionado con tu área de interés, noticias, etc.
   
- Contacta con todas las personas que puedan interesarte. En casi todas las sesiones que realizo de orientación profesional hay un cierto miedo a contactar con personas que no conocemos. Sin embargo, para eso son las rrss. En este caso me centro en LinkedIn, red social profesional por excelencia actualmente. LinkedIn es una inmensa red en la que podemos contactar con infinidad de personas de nuestro ámbito y por supuesto, con profesionales de RRHH, para los que tenemos que estar activos, como comentamos, intentando así que nos tengan presentes para la búsqueda de candidatos en sus procesos de selección.

- Siguiendo con el punto anterior. Te recomiendo que selecciones los contactos a los que aceptas en tu red. Se trata de crear una red potente que te abra oportunidades y ofrezca conocimiento. Por ello, si aceptas a todas las personas que te solicitan entrar sin haber establecido algún criterio, es posible que construyas una base de datos que no cumpla el objetivo que persigues.



Siguiendo estos consejos te aseguro que tu éxito en la búsqueda de empleo aumentará, y si además lo apoyas con asesoramiento de profesionales, tus posibilidades para lograr tu objetivo se incrementarán a la vez que se reducirá el tiempo de búsqueda.



Para cerrar este post nos acompaña Dennis y Wendy Mannerin:

 “Las actitudes son contagiosas. ¿Merece la pena contagiarse de la tuya?”





Cristina González Manzano
Coach Certificada. Formación, Recruiting & Headhunting


www.forselecting.com