miércoles, 5 de julio de 2017

Continuamos CON EL DIARIO DEL ENTREVISTADOR

NUEVAS RESPUESTAS a preguntas en entrevista



Recuerdo las instrucciones para leer este post de forma ágil.  En primer lugar escribo la pregunta que yo formulé y luego una respuesta “aceptada” que me dieron y otra “a mejorar”. Cuando hablo de “aceptada” quiero decir que es buena, puesto que todas las respuestas son válidas solo que unas son buenas y otras tienen que mejorar. Y como es habitual, añado un pequeño feedback al final que confío te sea de gran ayuda.

  

COMENZAMOS...




PREGUNTA: ¿Por qué quieres cambiar de empleo?

Respuesta A MEJORAR: actualmente me encuentro en una mala situación con varios compañeros, mi jefe me apoya pero llevo ya 7 meses esperando, la situación no cambia y me he visto obligado a buscar nuevas oportunidades.

Respuesta ACEPTADA: estoy buscando nuevas oportunidades de aprendizaje. Estoy contento/a en el puesto en el me encuentro pero necesito crecer profesionalmente y aprender nuevas cosas; herramientas, procedimientos, formas de hacer.

Feedback: esta es una pregunta con la que muchos candidatos pierden puntos, pues hablan negativamente de sus jefes o compañeros. Sé todo lo sincero posible pero si el motivo real es un problema con tus jefes o algún compañero, óbvialo e intenta enfocarlo, por ejemplo, en el aprendizaje de nuevas herramientas. Y ¿por qué?, porque aprender es algo que vas a estar haciendo durante toda tu vida y que por supuesto, siempre puede ser una motivación para un cambio. De esta forma, la respuesta nunca la pueden tachar de “incorrecta” o “extraña”.

   




PREGUNTA: ¿Qué podría diferenciarte del resto de candidatos?

Respuesta A MEJORAR: soy muy rápido en la resolución de problemas, pues los veo venir y pongo solución, normalmente, antes que mis compañeros lleguen a darse cuenta de la existencia de ese problema.

Respuesta ACEPTADA: quizás mi forma de hacer las cosas, planificada, organizada que hace que sea difícil que los detalles se me puedan escapar. También mi responsabilidad y compromiso con los proyectos en los que colaboro.

Feedback: esto es algo que suele suceder, para “venderme yo” dejo por debajo a mis compañeros. ¡Recuerda!: es importante que nos sepamos describir sin menospreciar a los que tenemos al lado.




 





PREGUNTA: Me has comentado que estás en otros procesos de selección, entonces ¿por qué nos elegirías a nosotros y no a otra empresa?

Respuesta A MEJORAR: porque esta empresa es multinacional y las otras son más pequeñas, mi trayectoria profesional siempre ha sido en empresas grandes y es dónde me gustaría seguir, pues además considero que se puede aprender más y tener mayores oportunidades para progresar y crecer en todos los sentidos.

Respuesta ACEPTADA: vuestro sector es el de la alimentación, es en el que he trabajado durante casi toda mi carrera profesional y es realmente el sector que más me gusta y donde creo que más puedo aportar.

Feedback: aunque puede que elijas una u otra empresa por temas de salario o porque consideres que se puede ascender con mayor facilidad, no es necesario que lo dejes ver en la entrevista. Eso puede denotar que te mueves por dinero (te harían más preguntas para corroborar esto que se intuye por la respuesta “a mejorar”) y si fuera así, te descartarían, ya que en el momento que no hubiera aumento o ascenso, podrías irte. Esto se denomina en el ámbito de Recursos Humanos “fuga de talento”, algo que todo entrevistador debe evitar.
  





PREGUNTA: Dime un momento del proyecto que me estabas contando (proyecto de consultoría financiera, eran 4 integrantes en el equipo, todos tenían el mismo nivel) que te fue complejo resolver y cómo lo hiciste o lo hicisteis.

Respuesta A MEJORAR: me resultaba difícil comunicarme con mis compañeros porque me veían como si fuera su jefe y no era así, yo era uno más pero ellos no lo veían (…) lo resolví hablando con ellos y manteniendo una conversación en la que les expliqué que yo era uno más y que les necesitaba para terminar el proyecto.

Respuesta ACEPTADA: tuvimos un problema de comunicación. Yo propuse hacer una cosa, estuvieron de acuerdo y dividimos las taras. Cuando fuimos a juntar todas las partes, la mía no encajaba porque no debí explicarme bien. (…) Teníamos el deadline al día siguiente, todos se enfadaron porque querían irse a casa, yo ya les había pedido disculpas pero la tensión era mayor, por lo que se me ocurrió ir a comprar unos donnuts que les encantaban (…) puede parecer una tontería pero era algo que nos unía, pues todos los viernes los desayunábamos y tomarlos suena a “fiesta”.

Feedback: en la primera respuesta se puede percibir el “aire de superioridad” de esa persona. No habla en plural y su frase final “les necesitaba para terminar el proyecto” denota que esa persona actuaba como “jefe” y no como compañero. En este pregunta, como en la mayoría, todas las respuestas son correctas, lo único que se deducen unas u otras características/ habilidades de nosotros que nos puede o no interesar que la empresa conozca.


Confío que conocer esta información te aporte una mayor confianza y seguridad a la hora de enfrentarte a una entrevista de trabajo.


Y para este post, os dejo esta frase, fiel retrato de lo que yo intento:

 “No me gusta dar consejo. Prefiero dar información, porque la vida de cada cual es diferente, el viaje de cada cual es diferente.”
Dolly Parton




Cristina González Manzano
Coach Certificada. Formación & Headhunting


www.forselecting.com

miércoles, 21 de junio de 2017

Con este modelo MEJORARÁS 100% TU RELACIÓN CON LOS DEMÁS

Modelo de influencia


Hace no demasiado tiempo me di cuenta de la gran importancia del Modelo de Influencia, enmarcado dentro del Liderazgo Situacional. Fue desarrollado principalmente por Ken Blanchard y Paul Hersey, los cuales estudiaron las conductas de las personas frente a cómo otras personas les influenciaban, así pueden ser los jefes y sus empleados.

Descubrieron entonces que todos tenemos una forma predominante de influenciar a las personas y que la misma no siempre es efectivo. Su descubrimiento sigue unos patrones y siempre es así, no cabe cuestionar el por qué, es un comportamiento que todos seguimos según influenciamos. Ahora lo conoceremos.

Una de las cosas más interesantes de este modelo es que lo podemos aplicar en cualquier momento de nuestro día a día, con nuestras parejas, los niños, los jefes, los compañeros, etc. De ahí su gran importancia.


Para comenzar con el modelo, lo primero es conocer las 2 partes que intervienen: Los que influencian y los influenciados. Los que influencian podrían ser los padres y los influenciados los niños, o los que influencian los empleados y los influenciados los compañeros de éstos, etc.


Teniendo en cuenta esto, primero vamos a hablar del influenciado. Éste puede actuar de 4 formas dependiendo de su madurez laboral y psicológica. Cuando hablamos de madurez laboral nos referimos a su capacidad para llevar a cabo una tarea, si sabe o no realizarla. Si hablamos de madurez psicológica, nos referimos a su disposición para realizar una tarea, si quiere o no quiere hacerla.

El influenciado puede tener 4 tipos de madurez:



M1 (madurez 1). Cuando tenemos una baja capacidad y una baja disposición, es decir, una tarea para la que no estamos aún preparados pues no sabemos cómo se hace y además no tenemos ganas de hacerla o nos sentimos inseguros.

M2 (madurez 2). Hablamos de M2 cuando la persona, para una tarea, tiene baja capacidad pero alta disposición. Pongamos el ejemplo de nuestro primer día de trabajo, tenemos muchas ganas de aprender y trabajar pero por el contrario, no sabemos, nos tienen que dar las pautas para poder comenzar.

M3 (madurez 3). En este caso nos referimos a una persona con alta capacidad y baja disposición. Pensemos en una persona que sabe perfectamente hacer su tarea pero que por el contrario, no quiere hacerlo.

M4 (madurez 4). Cuando una persona tiene una alta capacidad y una alta disposición. En este caso nos referimos a personas que hacen muy bien una tarea y que además quieren hacerla.

 


Ahora pasamos a hablar de los que influencian, tenemos que tener en cuenta 2 comportamientos, el comportamiento de tarea, que es cuando le decimos a alguien cómo se hace una cosa, y el comportamiento de relación, que es cuando animamos a esa persona, le escuchamos, le motivamos para que haga la tarea.


Vamos a hablar de 4 estilos de influencia, 4 formas en las que podemos influenciar a otros:

E1 (estilo 1). Cuando hablamos de este estilo, nos referimos a aplicar un alto comportamiento de tarea y un bajo comportamiento de relación, es decir, si con una persona aplicamos el E1, vamos a decirle muy bien cómo hacer algo, pero no le vamos a motivar, alentar demasiado, nos vamos a centrar en explicarle.

E2 (estilo 2). Empleamos este estilo cuando explicamos muy bien cómo hacer algo y a su vez también motivamos, escuchamos y alentamos para que el influenciado haga la tarea encomendada. Por ello, aplicamos un alto comportamiento de tareas y un alto comportamiento de relación.

E3 (estilo 3). En este caso es cuando aplicamos un bajo comportamiento de tarea, ya que es una persona que sabe muy bien hacer esta tarea, pero un alto comportamiento de relación, le motivamos, aconsejamos, facilitamos mucho para que logre sacar la tarea.

  
E4 (estilo 4). Al hablar de este estilo n os referimos a emplear un bajo comportamiento de tarea y un bajo comportamiento de relación. En estos casos es en los que se delega, ya que la persona tiene los conocimientos y además tiene la voluntad de hacer la tarea.
Si te fijas, el esquema es muy sencillo, cuando alguien actúa con M1, nosotros aplicaremos el E1, cuando alguien actúa con M2, nosotros aplicaremos el E2 y así sucesivamente.


Hay que tener en cuenta que se debe de aplicar un estilo u otro de influencia dependiendo de la tarea. Por ejemplo: un chico joven pueden hacer su cama porque tiene interiorizado que la tiene que hacer y habría que aplicarle un E4, mientras que a lo mejor, a la hora de recoger la mesa hay que aplicar un E3, porque sabe hacerlo, pero no quiere.


Las claves del modelo son:

1. Diagnosticar efectivamente la madurez.
2. Flexibilizar el estilo propio para adaptarlo a la madurez del otro
3. Y comunicar adecuadamente.


¡Ponlo en práctica y me cuentas! Te aseguro que tus relaciones con los demás cambiarán y notarás la diferencia en ese mismo momento.


Este post lo concluyo con la siguiente frase de Aristóteles dejándote una magnífica reflexión:


“Somos lo que repetidamente hacemos. La excelencia no es, pues, un acto, sino un hábito“



Con la colaboración de Roberto Angrehs experto en Liderazgo.


También en: http://www.jobshunters.es/noticias/tribuna/

Cristina González Manzano
Coach Certificada. Formación, Recruiting & Headhunting


www.forselecting.com


martes, 30 de mayo de 2017

LIGAR = CONSEGUIR EMPLEO

¡Descúbrelo!


Te has planteado alguna vez ¿cómo lograste salir con la chica o el chico que te gustaba?, seguramente un día le dijiste “hola”, otro día le dijiste “te invito a un café”, otro día le preguntaste “¿te apetece ver el estreno de Ocean Elevan este finde? Y así hasta que conseguiste…”el beso”. Viendo esto, ¿qué podemos decir que hacemos cuando alguien nos interesa?, piénsalo… ¡exacto!, le seguimos e insistimos hasta que nos dice “sí, salgo contigo”, pues esto mismo tenemos que hacer con las empresas.


Pensemos que una empresa es esa persona con la que queremos estar, en nuestro caso, en donde queremos trabajar. Por ello, si tan solo contactamos una vez, por ejemplo para presentarnos, y ahí lo dejamos sin contactar ni una sola vez más…¿realmente crees que nos tomarán en cuenta?. Lo más probable es que nuestra candidatura sea, simplemente, una más. Entonces, ¿qué hay que hacer?, ahora veremos.

Recuerdas las pelis americanas en las que los chicos y chicas en muchas ocasiones escribían en una agenda los nombres de los chic@s que les gustaban, con los que habían quedado en el algún momento o con los que realmente habían tenido algo. Pues bien, esto es lo que haremos nosotros solo que con las empresas a las que enviemos nuestra candidatura.  


Se trata de anotar las personas y/o empresas con las que tenemos algún tipo de contacto, para, establecer un plan de seguimiento que nos permita lograr nuestro objetivo de una forma eficaz y eficiente. Os recomiendo utilizar un  excel ya que podéis añadir tantas pestañas como queráis con distintos tipos de contactos, por ejemplo, si son multinacionales, pymes,  contactos personales,  etc. Esto nos facilitará mucho a la hora de realizar el seguimiento.


¿Qué información es interesar registrar en el excel?

Diferenciamos, al menos 2 pestañas: una de contactos personales y otra de las ofertas a las que aplicamos.

Según esto, la información de los contactos personales que deberíamos registrar es la siguiente:




 Me atrevería a decir que el apartado de “Comentarios” es el más importante, y quizás te preguntarás por qué. Pues bien, en este apartado se trata de ir anotando; por un lado, el día en el que la persona nos ofrece alguna información y por otro, todo lo que la persona nos va diciendo tanto de la situación de nuestra candidatura como cualquier otra información que pueda sernos de interés recordar.

Otro apartado muy importante es “Fecha prevista volver a contactar”. Se trata de que anotemos una fecha aproximada en la que vamos a volver a contactar con esa persona para preguntarle. Esto es algo que tienes que valorar tú mismo, un periodo adecuado puede ser cada mes o mes y medio.


Para un correcto registro de la información de las ofertas que aplicamos, es interesante que en una nueva pestaña del excel incluyamos los siguientes puntos (lo comentamos en un post anterior):

   


  
En cuanto a la “Breve descripción del puesto” es importante, ya que cuando una empresa nos llama y nos dice “te contacto porque aplicaste a una oferta para ser Analista financiero (…)” rápidamente nos dirigimos a nuestro excel, leemos y ya sabemos por dónde ir en nuestra respuesta. Por esto es importante tener siempre nuestra base de datos a mano.

Recuerda, puedes añadir tantas pestañas como quieras en tu excel y tanta información como desees. Esta es la base y a partir de aquí… ¡todo tuyo! Personalízalo tanto como quieras.

Además, esto no es algo que solo te sirva para una vez, será tu base de datos de empresas a la que siempre que quieras podrás recurrir, tanto para realizar consultas como para añadir nuevos contactos o ir actualizándola, algo más que recomendable.
El seguimiento es fundamental en cualquier objetivo que nos propongamos en la vida, por ello, la búsqueda de empleo no podía ser menos. ¡Pruébalo, notarás la diferencia!



Para cerrar este post no he encontrado mejor frase que la siguiente de Carl von Clausewitz, de  su obra “Principios de la guerra” (1812):

“Se audaz y astuto en tus planes, firme y perseverante en su ejecución, decidido en encontrar su glorioso final.”




Cristina González Manzano
Coach Certificada. Formación, Recruiting & Headhunting


www.forselecting.com